Inicio > Consejos ciclismo > Entrenamiento ciclismo > ¿Qué es un pumptrack? ¿Cuáles son los mejores de España?

¿Qué es un pumptrack? ¿Cuáles son los mejores de España?

¿Qué es un pumptrack?

En los últimos años se han puesto muy de moda los pumptracks, desarrollándose circuitos de este tipo por toda la geografía española. Sin embargo, hay mucho que no se sabe sobre ellos. Por eso, hoy, hablamos de qué es un pumptrack y cuáles son los mejores de España. ¡Vamos a verlo!

¿Qué es un pumptrack?

Un Pump Track es un circuito de dimensiones razonablemente pequeñas que se puede recorrer sin necesidad de mucho impulso con un monopatín o una bicicleta. De hecho, el término pumptrack puede traducirse por pista de impulso o pista de bombeo.

Para lograr este desplazamiento sin hacer mucho uso del impulso, se recurre a la inercia que se obtiene de los peraltes que hay por el circuito (y, por supuesto, de la pericia del deportista).

Con esta breve definición, puede que te preguntes… ¿Y qué diferencia hay con un skatepark? Pues la diferencia está en que los pumptracks son pistas para conseguir velocidad, fundamentalmente, mientras que los skateparks tienen objetivos más acrobáticos.

Esto no significa que no puedas realizar acrobacias en un pumptrack. De hecho, lo normal es que sí que puedas hacerlo, puesto que es habitual que haya saltos. Pero no es su principal objetivo, a diferencia de lo que sucede con los skateparks.

¿Cuál es el origen del pumptrack?

Los pumptracks encuentran sus orígenes en las pistas para BMX de las décadas de los 70 y de los 80, sobre todo en EEUU. Más tarde, en la década de los 2000, estas pistas se pusieron de moda en Australia, donde era habitual que las familias construyeran pistas de este tipo en sus patios traseros.

Sin embargo, estos pumptracks eran, en realidad, más parecidos a skateparks que a pumptracks tal y como los conocemos hoy. No obstante, sí podemos hablar de que son “el origen” de los actuales pumptracks.

Para encontrar el primer pumptrack como tal, como lo conocemos hoy en día, tenemos que irnos a Colorado, donde Fix Bike Shop construyó la primera pista de bombeo enfocada en la velocidad.

Es a partir de 2008 cuando los pumptracks se ponen de moda y se generalizan, apareciendo como setas por todas las grandes ciudades del mundo.

Sin embargo, cada país adopta esta nueva tendencia en el ciclismo y el skate a su ritmo. España, por ejemplo, no tuvo su primer pumptrack hasta el año 2017, momento en el que los ayuntamientos empezaron a otorgar licencias para su construcción.

No obstante, conviene señalar que siempre ha habido pumptracks en España, generalmente de tierra y para bicicletas de montaña. Los jóvenes siempre han montado sus propios pumptracks para pasarlo bien con sus bicis.

A continuación, te mencionamos los tres grandes tipos de pumptracks que existen:

  • Asfalto u hormigón

En primer lugar, tenemos los pumptracks de asfalto u hormigón. Estos pumptracks están pensados tanto para bicicletas como para skates, pero son los surfskates los que más partido pueden sacarles.

La principal ventaja de este tipo de circuitos es que no requieren apenas de mantenimiento y duran muchos años. Además, te sirven para muy distintos tipos de vehículos (BMX, surfskate, longboard, roller, patinete…).

  • De tierra

Después tenemos los pumptracks de tierra, que son utilizados por BMX y bicicletas de montaña y muy poco por otro tipo de vehículos, porque tienen muchas más dificultades para moverse adecuadamente por este tipo de terreno.

Están pensados tanto para ganar velocidad como para poder realizar saltos y acrobacias, y, por supuesto, cuentan con la ventaja de ser de tierra, lo cual es muy importante para los amantes de la bicicleta de montaña, que no tienen alternativas (más allá de ir por la montaña con la bici).

Hay que señalar que el mantenimiento de este tipo de pumptracks es costoso, porque se va desgastando con el paso del tiempo. Piensa que una lluvia fuerte puede destrozar el pumptrack (además del propio desgaste del uso).

¿Qué son los pumptracks de tierra?
  • Modular

Por último, tenemos los pumptracks modulares. Estos pumptracks se pueden instalar en cualquier lugar en muy poco tiempo, por lo que son la mejor opción para eventos, fiestas o ferias. Cuando se termina el evento, se pueden retirar tan fácil y rápidamente como se instalaron.

Sin embargo, no están pensados para un uso continuado y no son capaces de resistir tanto uso. Suelen estar fabricados con diferentes tipos de ceras, lo que hace que sean muy deslizantes. Pueden incorporar elementos de skatepark para realizar acrobacias y no sólo obtener velocidad.

Como has podido ver, en España tienes muy buenos pumptracks. Esperamos que esta breve guía sobre qué son y dónde encontrar los mejores te haya resultado de utilidad y puedas encontrar el mejor y más cercano en la zona por donde vivas.

Mejores pumptracks de España

En los últimos años se han construido gran cantidad de pistas de pumptrack a lo largo y ancho de la geografía Española. Algunos de los mejores son los siguientes:

  • Pumptrack Barajas

Es un circuito de Madrid ideal para principiantes y dispone de un circuito de iniciación para niños y niñas. Hay un pumptrack de asfalto y otro de tierra, para que cada uno disfrute donde se sienta más cómodo.

  • Pumptrack Gilet

Un pumptrack en València, situado en un entorno idílico, a los pies de la Sierra Calderona. Ideal para las familias.

  • Pumptrack Padul

Pumptrack ubicado en Granada y cuenta con espectaculares vistas a Sierra Nevada. Tiene dos circuitos y un skatepark.

  • Pumptrack Trinitarios Pamplona

Es el más grande construido hasta el momento en España, ya que cuenta con 2.000 m2 y tiene capacidad para unos 20 asistentes.

  • Pumptrack de Sant Boi de Llobregat

Perfecto para todo tipo de niveles, con un recorrido especial para los más pequeños.

Sigue leyendo más sobre consejos ciclismo en el apartado Entrenamiento ciclismo.